💪45 Años, 45 Hechos:
43. Persecución judicial de Macri y resistencia de las Madres
Durante el macrismo las Madres son objeto de una feroz persecución judicial. El expediente por la causa “Sueños Compartidos”, iniciado el 25 de mayo de 2011 y a cargo del juez federal Marcelo Martínez de Giorgi y la fiscala del mismo fuero Paloma Ochoa, cobra celeridad. Insólitamente, las Madres son imputadas por la estafa de la que han sido víctimas. El punto más alto de la escalada sucede el jueves 4 de agosto de 2016, cuando el magistrado prohíbe a Hebe salir del país, ordena su inmediata detención, que intenta concretar mediante un inusitado despliegue policial en la puerta de la Casa de las Madres, minutos antes de que ellas salieran para la Plaza de Mayo, a realizar su habitual marcha de los jueves. Hebe, sin embargo, sortea la cacería a través de un cordón que realizan un centenar de jóvenes militantes que se acercan a la sede en su apoyo y permiten que las Madres suban a la camioneta. Al arrancar, el vehículo esquiva un cordón de la guardia de Infantería subiéndose a la vereda, y provoca la algarabía de los militantes. El hecho es transmitido en vivo por los canales de televisión y provoca que cientos y cientos de personas se movilicen espontáneamente a la Plaza de Mayo, para garantizar la marcha y la seguridad personal de Hebe, que dos horas después regresa victoriosa a la sede, donde pronuncia un vibrante discurso e inaugura la consigna “Pará la mano, Macri”. Si bien la orden de detención fue la forma más burda del intento de aniquilación política de las Madres, habría otras más sutiles, tal el caso de la llevada adelante por el juzgado Comercial Nº 13 de la Capital Federal, a cargo del juez Fernando Javier Perillo. En un expediente derivado de la causa penal, el magistrado ordena el secuestro del archivo histórico de las Madres, de las camionetas en las que ellas se trasladan y hasta el desalojo por la fuerza pública de su histórica sede, decretos que las luchadoras del pañuelo blanco también resisten exitosamente con sus propios cuerpos.

#45años45hechos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.